20 Dic

BUYSOS.COM

BUY SOS: el primer club de compra solidaria del mundo

Emprender con la solidaridad como objetivo. Negocios sociales.

BUYSOS.COM el primer club de compra colectiva del mundo que donará el 70% de sus beneficios sale hoy al mercado para competir con los grandes de un sector, que mueve más de 1000 millones de euros al año.

El empresario barcelonés, Armand Lusquiños, lanza otra propuesta, cuanto menos, igual de atrevida y sorprendente que las anteriores.

Armand, de 41 años de edad, vendió un conjunto de empresas en el año 2008 y decidió cambiar de vida de manera radical. Se deshizo de sus propiedades y coches de lujo para tomar otro camino diametralmente opuesto. Viajó a países como Birmania y Guatemala y puso en marcha una ong (www.gaudium.paidos.org) para ayudar a grupos con grave riesgo de exclusión social.

En el año 2010 decidió aunar su experiencia como cooperante y empresario de éxito para lanzar al mercado iniciativas empresariales con un componente diferenciador: La solidaridad. Todas las iniciativas que ahora desarrolla, aúnan dos conceptos: ser fuente de creación de empleo a la vez que donan un elevado % de beneficios a causas benéficas.

Empezó montando el primer casino solidario del mundo en Malta (www.betopy.com) que destina el 70% de sus beneficios a obras sociales y poco a poco le fueron siguiendo otros proyectos de éxito como www.buscomasia.com o www.empresaenventa.com manteniendo siempre la línea marcada en esta nueva etapa como emprendedor: Obtener lucro de manera sostenible para ser usado en proyectos de cooperación.

www.buysos.com es una plataforma de compra online que ofrece productos y servicios a unos precios muy ajustados, beneficiando al comprador con importantes descuentos que en algunos casos, pueden llegar al 80%.

Cada semana el usuario, dispondrá de una selección de entre 10 a 20 artículos o servicios con descuentos que irán del 50 al 80% sobre los precios habituales. Para ello, la empresa llegó a diversos acuerdos con mayoristas nacionales e internacionales de primer orden, que garantizan que un producto pueda ser comprado con toda seguridad, obteniendo un descuento muy importante. Toda la plataforma está completamente automatizada de manera que al materializarse un pedido, este llega al momento al proveedor, que se encarga de su preparación y envío al cliente en un plazo que varía de los 2 a los 7 días.

A su vez, Buysos.com donará el 70% de los beneficios de su cuenta de resultados anual a obras sociales.

Lusquiños comenta al respecto: “viendo que todas las iniciativas que hemos puesto en marcha, están teniendo éxito, pensé que entrar en un sector tan atractivo como las compras colectivas, podría ser el espaldarazo definitivo a nuestra visión del mundo empresarial. Es evidente, que el modelo de “todo por el beneficio” se debería cambiar por el “beneficio para todos” pues el modelo actual de crecimiento no es sostenible se mire como se mire. Las empresas o mejor dicho, los empresarios, debemos involucrarnos en crear riqueza, pero la riqueza no significa que debamos usarla en comprar barcos o coches de lujo. Como empresarios, también podemos y debemos darle un importante sentido a nuestra labor, usando esos recursos para ayudar a los que no tienen la misma suerte”.

Armand, dice que aún es pronto para cuantificar a cuanta gente están beneficiando sus proyectos, pues las empresas llevan poco tiempo en el mercado, pero augura que “seguramente a finales del 2013, todas las empresas del grupo estarán en números positivos y será el momento de hacer un balance de cuanto y a cuantos llega nuestra ayuda. De momento, estamos satisfechos de poner en marcha iniciativas que están demostrando tener una excelente acogida en el mercado y por citar un ejemplo, buscomasia.com se convirtió en año y medio, en la inmobiliaria de fincas rústicas, más importante del país por número de propiedades y visitas a la web”.

Cada 6 meses, se publicará una memoria detallada con los resultados económicos del grupo, así como el importe de las ayudas y sus destinatarios.

www.buysos.com parte con la vocación de convertirse en una plataforma de compra colectiva que atraiga a un perfil joven que no quiere renunciar a consumir productos de calidad, pero que a la vez, tiene una conciencia de que el mundo empresarial puede y debe “mojarse” con la sociedad.

Armand añade que “nuestro trabajo está hecho, pero ahora es el usuario el que debe decidir si una empresa como la nuestra tiene o no cabida en un mercado, controlado por grandes corporaciones”.

Comments are closed.